El pasado 18 de mayo, el Observatorio Económico de Andalucía (OEA) presentó su informe correspondiente al primer trimestre de 2016.

Destaco lo que considero más importante:ind_sint

  • Según el Indicador Sintético de Actividad, elaborado por el OEA, el crecimiento del primer trimestre ha sido del 0,7% del PIB algo por debajo del estimado para España. No obstante, el crecimiento interanual seguiría siendo algo superior al nacional (3,6%).
  • El crecimiento viene sostenido por el consumo de las familias que tira de la demanda privada. Se explica por la mejora de las expectativas y por la disminución del desempleo.
  • El consumo público, sin embargo, no ayuda, con una disminución interanual del 15,5%. Se registra una fuerte caída de la licitación oficial (-54%). También baja el empleo público (-15,5%)
  • La balanza exterior ha tenido un comportamiento positivo.
  • Para completar el lado de la demanda el comportamiento del sector turístico es muy positivo, en torno al 17% interanual.
  • ind_conf_empDel lado de la oferta el sector servicios es la estrella, sigue con tasas importantes de crecimiento. Sin embargo, el crecimiento de la industria se estanca: a pesar de que las familias incrementan la compra de bienes de consumo, el resto de la producción disminuye. Las empresas rebajan sus expectativas de crecimiento.
  • Por su parte, la construcción, con tanto peso antes de la crisis, se estanca, en gran parte por la debilidad de la demanda pública. En conjunto el Índice de Producción industrial de Andalucía ha aumentado un 0,5% en el primer trimestre.Considerando la situación el panel de Expertos del OEA estima el crecimiento de Andalucía para 2016 en una horquilla entre 2,3% y 3%.

 

pib_pc

 

 

Por otra parte, el Observatorio presenta un gráfico interesante de cómo ha evolucionado, y las previsiones futuras, el PIB per cápita, tomando como base 2008=100. Y lo hace para Estados Unidos, zona euro, España y Andalucía.

 

 

Mientras EEUU, con su política de expansión monetaria, recuperó su nivel en 2012, la previsión es que Europa recupere a finales de 2016, España en 2018 y Andalucía un año después. Son las consecuencias del (¿inevitable?) control del déficit en la Europa del euro.